Blog

Vinagrella Jardins / Blog  / Poda de rosales

Poda de rosales

Los rosales abarcan una amplia variedad de leñosas, que suelen ser cultivadas en jardines o terrazas, con un fin mayormente ornamental y decorativo. Es importante saber cómo podar rosales para que luzcan perfectamente en nuestro jardín. Para ello, es necesario tener en cuenta los siguientes aspectos para garantizar un buen estado de conservación y protección de la planta:

Época de poda. Se realiza sobre el final del invierno, cuando las heladas han finalizado y aún no comienza el crecimiento y desarrollo de las yemas. Es conveniente realizar la poda una vez al año. Sin embargo, esta acción puede completarse con otra poda hacia mediados o fines del otoño, para quitar las flores marchitas y restos de planta sin vida.

Eliminación de chupones y ramas secas. Antes de comenzar con los cortes, es fundamental despojar a la planta de ramas secas y chupones. Además de contribuir a la salud e higiene de la planta, nos facilita la visual general para la correcta poda a realizar.

Como realizar el corte. Lo primero es asegurarnos que contamos con herramientas apropiadas y limpias. La tijera de poda debe estar correctamente afilada. Asimismo, es fundamental proteger nuestras manos con guantes de jardinería. El corte debe ser sesgado, y a una distancia de 0,5 cm de la yema. El corte se realiza por encima de la yema que sale hacia fuera. Los brotes fuertes deben dejarse más largos.